Por Benjamin Castro

Según el informe de la evaluación del detenido en Guantánamo Abu Sufyan Ben Qumu, el líder de Answar al Sharia, organización afiliada a Al-Qaeda que se reporta como la responsable del ataque en Benghazi el 11 de septiembre del 2012 que resultó en la muerte del embajador de EU Chris Stevens, Qumu recibía estipendios mensuales del financiero del ataque del 11 de septiembre de 2001.

Según la evaluación del detenido en Guantánamo Qumu: “El alias del detenido se encuentra en una lista de los probables miembros de Al-Qaeda que recibían estipendios mensuales. Su alias se encontró en la laptop del financiero de los ataques de Al-Qaeda del 11 de septiembre [de 2001], Mustafá Al Hawsawis, como uno de los miembros de Al-Qaeda que recibía apoyo familiar”.

La evaluación continúa: “Se evalúa al detenido como un ex miembro del Grupo Combatiente Islámico Libio (GCIL) miembro probable de Al-Qaeda. Se clasificó al detenido como un riesgo MEDIO a ALTO, ya que es probable que represente una amenaza para los Estados Unidos, sus intereses y aliados”.

“Historial previo: sirvió como conductor de tanques en las fuerzas armadas libias en calidad de soldado raso. El gobierno libio afirma que era adicto a drogas ilegales y narcóticos y fue acusado de diversos delitos entre ellos asesinato, asaltos físicos, asaltos armados y distribución de narcóticos. Fue sentenciado a 10 años en prisión. En 1993 escapó y finalmente huyó a Afganistán y se entrenó en el campamento Torkham de Osama Bin Laden. Después de Afganistán se fue a Sudán en donde trabajó como conductor de camiones para una de las compañías de Osama Bin Laden. Se unió al GCIL y se le asignó a una comisión militar. Abandonó Sudán, supuestamente se retiró del GCIL en 1998 y regresó a Afganistán. Fue capturado en el 2001 y enviado a Guantánamo”. (Continuará)